Telf: 243-3533 / 225-7464

Horario: Lunes a Viernes 9am - 6pm

Terapia de Oxígeno-Ozono

La terapia de Oxígeno-Ozono en Quito son tratamientos desintoxicantes por una parte y por otra carenciales, debemos pensar que elementos tóxicos (radicales libres) no requieren de oxígeno para su sobrevivencia, por lo tanto, la células enfermas, son tóxicas-hipóxicas (sin oxígeno). La naturaleza sin el oxígeno no existiría, el entregar este elemento ayuda a la recuperación de las células enfermas.

Maquina de Ozono oxígeno

En los elementos unicelulares (de una sola célula) el oxígeno tiende a ser tóxico para éstos, como las bacterias, virus, hongos, toxinas químicas, por eso el tratamiento con oxígeno y ozono tiene éxito en combatir estos elementos.

Como terapia de oxígeno-ozono tenemos por lo tanto este tipo tratamientos con ozonificación de la sangre y la denominada auto hemovacuna que es la extracción de sangre del paciente y volviéndola a inyectar al mismo.

Por lo tanto es un proceso de depuración celular, absorbiendo los elementos tóxicos a través de la acción de las peroxidasas (elemento químico que se forma al contacto con el oxígeno y la hemoglobina).

Carenciales

Como su nombre lo indica es aquello que nuestro organismo carece, debido a la mala alimentación, al estrés, enfermedades crónicas, etc. Las fases carenciales se las trata a través del oxígeno, ozono y sueros con oligoelementos (metales como hierro, zinc, fósforo, magnesio, etc.) vitaminas, enzimas, aminoácidos, catalizadores, productos que se obtienen bajo un control de máxima calidad, importados de Alemania que es nuestro principal proveedor.

¿Qué es el ozono (O3) que se usa para la ozonoterapia?

El ozono (O3) es una sustancia cuya molécula está compuesta por tres átomos de oxígeno, formada al disociarse los 2 átomos que componen el gas de oxígeno. Cada átomo de oxígeno liberado se une a otra molécula de oxígeno (O2), formando moléculas de Ozono (O3).

El ozono que se utiliza para la terapia de Oxígeno-Ozonose puede producir artificialmente mediante un generador de ozono, es un gran desintoxicante, antiinflamatorio y reactivador celular. Tomando el principio de que la vida se forma a partir del oxígeno nos podemos dar cuenta de la gran utilidad de este tratamiento. Este puede ser aplicado: directamente en sangre, lo que se conoce como la auto hemovacuna, produciendo un efecto bactericida, antiviral y antimicótico. En casos de pie diabético donde existe una obstrucción arterial se ha logrado mucho éxito. En casos de patología como hernias de disco, inflamaciones de articulaciones se aplican vía interarticular.

Por lo tanto es un proceso de depuración, destruyendo tóxicos a partir de la saturación de oxígeno molecular que es el ozono.

¿Para qué sirve la Terapia de Oxígeno-Ozono?

  • La ozonoterapia puede ser aplicada para el mejoramiento en el metabolismo del oxígeno, la modulación del sistema inmune, y un poder germicida de amplio espectro.
  • Artritis reumatoide, Osteoatrosis, Hepatitis A, B, C y D, Herpes simplex y zoster, HIV+, Cardiopatía, isquémica, insuficiencia renal crónica, Enfermedad cerebro-vascular, Esclerosis múltiple, Fibromialgia, Lupus eritematoso sistémico, Enfermedades neurodegenerativos, Cáncer, Hernia discal, Lumbalgias, Sicklemia, Úlceras de miembros inferiores, Procesos sépticos (fístulas, escaras, osteomielitis), Sinusitis obstructiva y Asma son enfermedades en cuáles les ayuda al paciente la terapia oxígeno ozono.
  • Además, se pueden tratar otras afecciones relacionadas con procesos degenerativos biológicos, por ejemplo en la tercera edad o en enfermedades crónicas donde la terapia de Oxígeno-Ozono Quito contribuye al aumento de la calidad de vida de los pacientes.

La ozonoterapia ayuda a combarti la insuficiencia renal crónica

Dietas durante la terapia

Durante la terapia de oxígeno-ozono es recomendable hacer una dieta. Se trabajo de acuerdo al paciente y a su tipo de patología, con dietas desintoxicantes y de reposición en casos carenciales. Se usan también productos naturales que ayudan a la eliminación de grasas, toxina, etc.